Siempre me impresiona cuando las personas me dicen que desayunan siempre lo mismo, o peor aún, que no desayunan. Yo soy de las que prefiero dormir 1 hora menos para poder prepararme un desayuno súper rico y diferente al de ayer. Yo entro a trabajar a las 8 am y me paro a las 5 am para preparar desayuno. Muchos dirán “pero que loca!!, yo prefiero dormir” pero lo que no se han dado cuenta es que igual esas horas que yo me “quito” de sueño, quizás muchos se las “quitan” acostándose tarde viendo TV, redes o lo que sea.
.

Para mi es cuestión de establecer prioridades; si eres una persona que te gusta cuidar tu salud y te aburres rápido de las comidas, te conviene pararte temprano para preparar tu desayuno diferente o para no salir sin desayunar.

.

Porque, ¿qué pasa con muchos? Duermen un poco más por no querer pararse más temprano para preparar desayuno, salen al trabajo, a las 2 horas ya se están muriendo de hambre y recurren a la compra de cosas fritas; empanadas, pastelitos, café con leche entera y azúcar etc. ¿Y así quieren estar saludables, sentirse bien y no tener sueño durante el día?

.

Ingredientes:

  • 2 rebs de pan integral
  • 2 huevos o 4 claras
  • 1 chorrito de leche de almendras sin azúcar
  • 1 cda de azúcar de coco, stevia o cualquier edulcorante sin calorías
  • Pizca de canela
  • [Opcional] 1/2 scoop de proteína whey de vainilla

.

Preparación:

  • En un recipiente hondo, donde quepan las rebanadas de pan, mezclan todos los ingredientes (menos el pan)
  • Colocan las rebanadas 1 a 1 en la mezcla hasta que absorban bien la mezcla
  • Las colocan en un sartén antiadherente por ambos lados
  • Serví con 1/2 taza de queso cottage bajo en grasa y almendras fileteadas